Remedios caseros para los trastornos de aversión sexual

El trastorno de aversión sexual se relaciona con deseo sexual hipoactivo. Tiene algunas de las mismas características como una falta general de deseo sexual, además también incluye un elemento que puede ser caracterizado como un trastorno de ansiedad. Las personas que tienen trastorno de aversión sexual también pueden experimentar síntomas de un trastorno de pánico.

Remedios caseros para los trastornos de aversión sexual

Una persona que ha sido diagnosticada con trastorno de aversión sexual no sólo es que no tiene ningún interés en tener intimidad con su pareja, sino que también expresa la ansiedad ante la idea de hacerlo. Él o ella puede incluso expresar sentimientos de disgusto por estar involucrado en una relación sexual.

Estilo de vida y remedios caseros

Para mejorar tu salud sexual, la práctica de estos hábitos de vida saludables te pueden ayudar:

  • Evita el exceso de alcohol. Beber demasiado embota la sensibilidad sexual.
  • No fumes. El hábito de fumar restringe el flujo de sangre por todo el cuerpo. Llega menos sangre a tus órganos sexuales, lo que significa que podrías experimentar una sensación disminuída de excitación sexual y respuesta orgásmica.
  • Mantente activo físicamente. El ejercicio aeróbico regular aumenta tu resistencia, mejora la imagen del cuerpo y eleva tu estado de ánimo. Esto puede ayudarte a sentirse más romántico, más a menudo.
  • Tómate tiempo para el ocio y la relajación. Aprende las formas de disminuir el estrés y relarte en medio de las tensiones de tu vida diaria. Estar relajado puede mejorar tu capacidad de concentrarte en tus experiencias sexuales y puede ayudarte a alcanzar la excitación y el orgasmo más satisfactorio. Los ejercicios de relajación también pueden ayudarte a evitar volver al modo de pánico en una situación íntima.
Remedios naturales para los trastornos de aversión sexual

Dieta para los trastornos sexuales

Es cierto que los trastornos sexuales suelen producirse debido a condiciones psicológicas, hormonales o físicas que no están realmente relacionadas con una dieta. Sin embargo, con el fin de superar la disfunción sexual, es importante maximizar la salud física y mental, por lo tanto, una dieta nutritiva es esencial. Hay ciertos alimentos que son conocidos por sus propiedades afrodisíacas, por lo que podrían ayudarte a superar tus problemas sexuales. El consumo de tales alimentos se debe aumentar en personas que sufren de trastornos sexuales. A continuación se presentan algunos de los alimentos que se deben incluir en una dieta para mejorar la salud sexual:

Del mismo modo, hay ciertos alimentos que pueden agravar los trastornos sexuales y por lo tanto deben ser evitados estrictamente por personas que tengan problemas o estén en tratamiento. Algunos de los alimentos que se deben consumir en cantidades limitadas o preferiblemente no consumirse son:

  • Carne roja.
  • Bebidas con cafeína como el té, café y bebidas gaseosas.
  • Alcohol.
  • Dulces y productos azucarados.
  • Alimentos con almidón, como los productos procesados ​​o envasados.

Hay algunos profesionales de la salud alternativos que se refieren a la vitamina E como la vitamina del sexo, ya que ayuda en la producción de hormonas sexuales. Ellos creen que mejora la atracción sexual, el deseo y los estados de ánimo. Por lo tanto el aumento de la ingesta de estas vitaminas puede reducir considerablemente los trastornos sexuales.